Juego de hoy: Miguel Strogoff

¡Hola, parejitas jugonas!

Nos encontramos en medio de la tundra helada, luchando contra los malvados por conseguir llevar la carta al Zar y vencer las traiciones internas. Un juego basado en una novela de aventuras, de las que son difíciles de adaptar. Hoy jugamos a “Miguel Strogoff”.

pic3584297_md

Nº Jugadores: 2 a 4

Tiempo de juego: 30 minutos

Creador: Alberto Corral

Editorial: Devir

Empaquetado: Cajita mediana, bonita, con una portadaza.  Inserto… bueno, no, de eso no tenemos, pero con un par de bolsas va bien colocado todo.

En el juego interpretamos a Miguel Strogoff (sí, todos) contra Ivan Ogareff, un malvado maloso traidor que ha conspirado contra el zar para acabar con la vida de su hermano y dejar paso a los bárbaros para entrar… La verdad es que la historia no la hemos leído nunca, ni falta que hace para jugar, eso sí, te llevas algún spoiler del libro.

Lo primero que deberemos hacer es barajar las cartas, cada mazo por separado, y colocarlo en su sitio del tablero (viene muy bien marcadito donde va cada mazo en función del reverso). Situar al traidor de Iván Ogareff en su track de camino y el dado de los tártaros con valor 3 (de momento) en la casilla 9.  Cada jugador elige un color y coloca su tablero personal frente a él y su muñeco en la casilla inicial.

El juego se divide en distintas rondas con dos fases cada ronda:

  • Fase de los correos (los jugadores).

Por turnos los jugadores escogen que acción van a realizar de las 3 que tiene disponibles.

Antes de comenzar con la acción, pueden solicitar la ayuda de un aliado si uno de los que está activos en el tablero coincide con una de las cartas que tiene en la mano. Cada aliado tiene una habilidad distinta.

Tras esto, el jugador puede:

A – Avanzar

Avanza un pasito en la ruta descontándose un puntito de energía y cogiendo una carta del lugar a donde llega. Las cartas tienen peligros, representados por distintos iconos, que el jugador debe solventar durante su aventura. La primera vez que te sale el símbolo no pasa nada, la segunda vez las cartas de ese símbolo, te ha pillado el peligro, por lo que debes aplicar la penalización de todas las cartas de ruta que lleves, de izquierda a derecha.

Para avanzar el jugador debe tener energía para poder hacerlo, todas las cartas bocarriba y ningún icono repetido.

B – Descansar

El jugador se queda paradito un ratito donde está a disfrutar de las vistas y de paso realizar dos de las siguientes acciones: robar dos cartas de acción, restaurar un punto de energía, darle la vuelta a una carta de ruta que tuviera bocabajo.

C – Resolver peligros

Podremos emplear cartas de nuestra mano cuyo símbolo coincida con los que tenemos en nuestra ruta para ir descartando los peligros que se nos han presentado en la ruta. Una vez tapados todos los símbolos de la carta, nos la quedaremos y podremos beneficiarnos de su habilidad si sale el número que salga en el dado coincide con el de la carta.

Podremos emplear dos cartas de símbolo igual para tapar otro que no tuviéramos.

  • Fase de traidor

Una vez que todos los jugadores han completado su turno, le toca a Iván Ogareff. Para ello sacamos una carta del mazo de acción y ejecutamos las acciones de la parte inferior. Estas acciones pueden ser: que Iván avanza, mover a los tártaros, aparece/desaparece Sangarra, o cosas buenas como robar cartas, tirar el dado y que se active una o varias habilidades de las cartas de ruta que ya hayamos conseguido, robar cartas o que aparezca un aliado.

Los tártaros se mueven a la localización que marque la carta y si te pillan allí te capturan y ciegan inmediatamente. Si eres tú el que entra en una casilla de tártaros durante la fase de avance tiras el dado y tienes que igualar o superar la fuerza de los tártaros indicada por el valor de su dado más el modificador del lugar donde estén.

IMAG0331.jpg
Carta de cegado por los tártaros

Y así vamos alternando fases entre jugadores y el malvado Iván hasta que uno de los jugadores o Iván llegan a Irkutsk. Si es uno de los jugadores el que llega a Irkutsk se bate el duelo con Iván. Primero debe resolver todas las cartas de ruta que tuviera y luego, si aún le queda energía, igualar tantas cartas de Irkutsk como Iván saque en función de la posición que ocupaba en la ruta. Si consigue vencerlo ha ganado la partida, si no, ha perdido y se retira del juego. Los demás jugadores siguen jugando. Si el que llega a Irkutsk es Iván, cuando le toque activarse a él no se sacan cartas de acción sino que se tira el dado, los jugadores activan sus habilidades y los tártaros avanzan tantas casillas como indique el dado hacia Moscú. Si los tártaros llegan a Moscú, los jugadores han perdido.

IMAG0329.jpg
Personajes que nos servirán de ayuda. Lo que queremos nosotros a Mamá Strogoff

Como mecánica que nos ha gustado mucho, es el hecho de que no es hasta que a Miguel le pegan una patada dos veces que cae al suelo. Si se le rompe una rueda (tienes un único símbolo de rueda) no pasa nada, pero como tengas dos, ya ese carro no anda ni para atrás, y te toca estarte quieto y curarte.

El juego tiene azar, mucho y variado. Azar en las cartas de tu mano para contrarrestar los designios del destino, azar en los problemas en tu camino, y azar en el dado mongol (sé que no son mongoles, pero nos hace más gracia), donde según lo que salga, el dadito avanza y como caiga en tu casilla, CIEGO que te quedas (una penalización permanente en la mesa para siempre).

En el azar de las cartas y penurias no me molesta la verdad, porque no será que no hay oportunidad para rellenar la mano y es fácil limpiarte de molestias… pero el dadete me molesta más. Me molesta porque en una carrera, que al final es lo que es, contra el Ivan (que va por su carrilito a su velocidad) y contra los otros jugadores sobre todo, que a ti te penalicen aún siendo el último, porque lo ha decidido el dado, me da un poco de rabia. Es verdad que una vez ciego ya no te hacen nada (qué más te van a hacer), pero fastidia un poco.

Por otro lado, el azar en el combate final contra Ivan me encanta. Le da muchísima tensión al combate, y nada sino una muy buena preparación y mucha fuerza (del destino) pueden conseguirlo. Para mi le pone el punto álgido a la partida, y aunque permite la eliminación de jugadores, la verdad es que no es lo peor, ya que para entonces la partida está muy decidida, y no pasarán de los 5 minutos antes que se finalice del todo.

IMAG0330.jpg
Cartas de peligros

Este juego es temático… pero menos temático que el anterior del mismo autor. La verdad es que con el amor que le tenemos a Naufragos estábamos deseosos de probar este juego. La suerte nuestra fue poder probarlo con el mismísimo autor, y poder disfrutar de cómo lo vivíamos con él. Sin duda le ha puesto muchísimo cariño y dedicación a cada uno de los detalles, que si bien más o menos azarosos, aquí lo importante es la aventura, la carrera, el intentar mirar a la suerte a sus verdes ojos y desafiarla.

No es para todos, y eso se puede ver rápidamente tras la primera partida. No es para aquellos que disfrutan de tener control en su partida, ya que aquí difícil será aprenderte el porcentaje de las cartas y difícil será que puedas tener control sobre todo lo que pasa. A veces a un jugador le toca la carta idónea, y a veces tienes que hacer que esa carta te valga de una manera u otra.

Nosotros lo hemos disfrutado mucho, tanto con más jugadores como nosotros solos. Leerse la historia detrás de cada evento y lugar es un añadido, si bien la verdad es que no creo que leamos ahora el libro, ya sabiendo el final.

Nos encantaría ver una serie de juegos del mismo autor sobre obras literarias clásicas, así que ojalá siga leyendo y editando como hasta ahora, y que nos sorprenda con nuevos tipos de juego.

Opinión de Fayzah: Sí, eso de que te caigan encima los tártaros y no puedas hacer nada por impedirlo no es algo que me guste mucho, pero es un riesgo que asumes y poco más puedes hacer. Tiene mucho azar, pero no es algo que a mí me moleste, aunque entiendo que haya gente a la que no le guste un pelo. Por lo demás es un juego que me gusta bastante, es entretenido, no muy complicado y se juega bastante rápido.

Opinión de Farko: Un juego ligero y temático, con grandes dosis de azar que podrán echar para atrás a otros jugadores. A nosotros nos gusta, pero entendemos a aquellos a los que no les resulte agradable.

Página del juego en BGG: Miguel Strogoff

¡Hasta la próxima entrada!

¿Y tú que opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s