Juego de hoy: El señor de los anillos: Viajes por la Tierra Media

¡Hola, parejitas jugonas!

Avanzando por la Tierra Media, nuestros aguerridos héroes luchan contra las fuerzas del señor oscuro para inclinar la balanza a su favor y así conseguir ganar la guerra que hace ya años asola la tierra.

Hoy jugamos a El señor de los anillos: Viajes por la Tierra Media.

Nº de jugadores: De 1 a 5.

Tiempo de juego: Una hora u hora y media por partida. Y trae más de diez partidas, cuantas sean de verdad dependerá de vosotros y vuestras decisiones.

Autores: Nathan I. Hajek y Grace Holdinghaus

Editorial: Fantasy Flight Games

Empaquetado: Una de las cajas gargantuescas de FFG donde se demuestran a donde van a parar tus 100 euros PVP. Bastantes miniaturas, losetas, fichas y demás rudimentos, así como una aplicación necesaria para jugar. Ojalá el inserto en sí mereciera la pena guardarse, o que estuviera algo más trabajado. Al final, toca tirar de organizadores o ser muy ordenado (y no mover mucho la caja).

Preparación

El juego viene con una App que te hace de master para que todos podáis jugar por lo que necesitáis un soporte donde todos puedan seguir la partida, nosotros usamos la tele y mandamos al chromecast la pantalla del móvil, pero porque esta tele no permite mandarlo directamente, la otra que tenemos es mandar directamente. Nos parece mejor opción tenerlo en una tele o pantalla grande para que todo el mundo pueda ir siguiendo la aventura en todo momento, con Mansiones de la locura hacemos lo mismo.

Antes de comenzar la primera aventura hay que elegir que héroes o heroínas vamos a llevar y preparar su mazo inicial. El mazo inicial está compuesto por las cartas básicas del personaje, las cartas básicas de su cometido (cada héroe debe elegir una) y una carta de debilidad, no hace nada solo sirve para fastidiar más que nada. Además cada personaje comienza con una serie de objetos que también tendremos que sacar. Más adelante iremos añadiendo cartas de habilidad y de equipamiento mejor.

Una vez puesta la App, sacaremos nuestros personajes con toda su carta de personaje, su baraja, su equipamiento, equipamiento de equipo, etc. Preparamos las distintas barajas de cartas que nos harán falta: mazo de daño, de miedo, el de objetos, los de debilidades, etc. Además nosotros también sacamos los malos, las banderolas de malos para indicar los distintos grupos si los llegara a haber, todos los tokens (nosotros los tenemos en una maravillosa zacabandeja) y por supuesto, las losetas de terreno o de viaje según nos indique la aventura que vayamos a jugar y no sé si me dejo algo más. Y con la mesa repleta de cosas, ya podemos comenzar a jugar

¿Cómo se juega?

El juego se desarrolla por turnos, primero es el turno de los personajes, luego será el turno de los bichos malvados y luego la fase de reagrupamiento.

Lo mejor que tiene el juego para nuestro gusto es su ausencia de dados, para ver si se realizan las acciones/ataques/lo que sea que necesitaría un dado, se sacan tantas cartas del mazo como la habilidad que sea necesaria para esa acción. Los solecitos son aciertos automáticos, la inspiración se convierte en acierto si descartas una ficha de inspiración y nada es nada. En función de los aciertos ya ves si haces la acción o te lo dice la App.

En su turno, cada personaje podrá moverse hasta dos casillas, atacar o interaccionar con algo o alguien.

Para atacar se debe seleccionar en la App a quién vas a atacar y con qué arma, sacas cartas para ver cuando aciertos tienes e incluyes los modificadores que tengas e introduces el daño en la App. Si no matas al enemigo en cuestión prepárate para defenderte de su venganza.

Para interaccionar con algo o alguien selecciónalo en la App y esta te dirá que tienes que hacer: nada, hacer una prueba de la habilidad que sea o lo que toque. Muy maja la App facilitándote el camino siempre.

Una vez todos los personajes han hecho sus acciones, es el turno de que les pasen cosas malas. Si hay enemigos en el tablero estos atacaran o se moverán y atacaran, además subirá la amenaza según los personajes que haya y las fichas de amenaza y de exploración. Al subir la amenaza pasan cosas malas, siempre.

El medidor de amenaza es el contador de tiempo que tienes para pasarte la aventura, si sube mucho y no has hecho la misión bueno, pues no os ha ido muy bien y eso tendrá sus repercusiones, ¿Cuáles? Ni idea, las que toquen y son muy lógicas con la aventura. Si no has encontrado a alguien pues… no lo has encontrado y no te va a ayudar porque no te conoce, ¿lógico, no?.

Tras esto, llega la fase de reagrupamiento que sirve para preparar nuevas cartas, barajas todo tu mazo, sacas tantas cartas como se indique en Otear en la aventura, o en tus cartas si las vas a usar para eso, y puedes tener preparadas hasta 4 cartas para lo que vendrá en la siguiente fase. Las cartas preparadas solo se descartan cuando se usen o cuando el juego te obligue, de una fase a otra se pueden guardar. También puedes colocar esas cartas oteadas encima del mazo o debajo. También se puede descansar si tienes alguna carta que lo permita o usar los objetos para quitar daño o miedo. Todo muy bien explicadito en las cartas. Y tras el reagrupamiento comienza una nueva fase.

Y así seguimos hasta que cumplimos nuestro objetivo o se nos pasa el tiempo sin hacerlo, en ambos casos seguimos para adelante en mejores o peores condiciones. Las partidas que si las pierdes dan lugar al final de la aventura te lo indica la App antes de comenzar, por lo que en ese sentido no hay que preocuparse, sabes que partidas terminan el juego si las pierdes desde antes de comenzar.

El juego es sencillito pero tiene mucha terminología específica, por lo que las primeras partidas cuesta hasta que entiendes bien como va aunque la primera partida la App te va guiando bastante y eso ayuda, no es un tutorial como tal pero los desarrolladores han entendido que una primera partida más guiada es necesaria. Aún así, el manual bien cerquita en las primeras partidas.

¿Qué tal está?

Los juegos actuales de campaña de FFG siguen una estela de progresión evolutiva muy clara, refinando y mejorando aquello que se muestra positivo en sus juegos, así como retocando y limando aquello que no ha dado el resultado apropiado. En esta ocasión, tenemos un claro descendiente de juegos como Descent (en especial con el uso de la aplicación, al que recientemente le han sacado una tercera versión), Imperial Assault y por supuesto, el más claro referente, Mansiones de la Locura 2 Ed. Elementos de estos tres juegos se esparcen por esta nueva toma de contacto con una nueva capa de tema, en esta ocasión, la literatura de la Tierra Media.

El “Señoro” nos permite escoger tanto un personaje como una profesión, mezclar sus cartas, añadir el mazo base y crear nuestro propio personaje personalizado. Lo que es más divertido es poder, además, ir cambiando de profesión según creas más conveniente, pudiendo quedarte con cartas de anteriores profesiones para darle más sabor a tu mazo. Con cada partida, ganarás puntos que nos hacer tener la sensación de llevar un personaje que aunque con nombre conocido (bueno, no todos, ¿quién narices es Elena?) se siente único y hecho a medida.

La baraja de personaje es una idea fantástica, que simula la evolución de un personaje en el modo campaña de una manera natural, y que nos permite tener “cierto” control sobre las “tiradas” o “pruebas” que iremos realizando. Se sustituyen así los dados de Mansiones de la Locura por un elemento mucho más especial, divertido, adaptativo y, por qué no decirlo, barato.

Este es uno de los, la verdad, demasiados cambios que lleva con su hermano mellizo. Para crear la sensación de urgencia y la progresión constante, el sistema de campaña de la app te irá tirando hacia tu destino imponiendo requerimientos de tiempo y eventos constantes que evitarán la sensación de fatiga. Si bien la app no controla los movimientos en el tablero, sí que suele tener una idea general de por dónde andas y qué estás haciendo. Un programa que, aunque con unos turnos similares, no contiene puzzles ni juegos, obviamente, aunque sí encontraremos en algunas ocasiones momentos de deducción e investigación, aunque no tan frecuentes, siendo lo más común las peleas con bandas de muñecos.

¿Y cómo es la campaña? Jugar a este juego con dos jugadores es una delicia. Si bien requiere de una inversión de tiempo (alrededor de la hora larga por misión, a veces más, a veces menos) y un espacio considerable (el juego tiende a expandirse a lo largo, poco a poco, según avanza la histora, excepto en los escenario del mapa de lucha), ese ofrecimiento que haces al juego te lo devuelve con creces. En cada aventura juegas siguiendo la campaña, con momentos que cambian, si bien ligeramente, las tornas en los siguientes capítulos, consiguiendo aliados y jugando misiones alternativas que puedes elegir tú (solo hemos jugado la primera campaña, las demás están esperando a que terminemos de pintar todo). Cada capítulo, o casi cada uno, nos ofrece momentos tensos, más relajados de exploración, nos permite ver en qué funciona bien nuestro personaje, así como ir avanzando con él, nos recompensa con puntos y mejoras del equipo, nos deja variar y cambiar, nos hace de guía pero también nos da elección y debate. No es la mejor campaña de este tipo de juegos, pero sinceramente es una que nos ha hecho jugar los episodios de tres en tres, ansiando conocer cómo iban a conseguir avanzar o qué nuevas aventuras nos deberíamos encontrar más adelante.

El único elemento negativo que encontramos en el juego es, sin duda, su precio de entrada. Una única campaña (de unos 12 capítulos), que aunque con rejugabilidad y cambios sencillos en la progresión, no excusan de una falta de contenido en el paquete inicial. Es un precio de entrada alto al que luego habría que sumarle DLC para añadir más aventuras, o expansiones para conseguir más elementos de juego, o simples miniaturas. El precio en conjunto lo convierten en un juego de lujo al que muchos bolsillos les costará hacer la inversión. Nosotros tuvimos la suerte de encontrar el juego base de segunda mano (aunque básicamente sin usar), pero el resto del juego sigue incrementando el precio. Ya nos ha pasado con Mansiones de la Locura, y son juegos que hay que saber en lo que te metes antes de comprarlos.

Por lo demás, la verdad, es de los juegos que personalmente más estamos hablando últimamente, con una personalización de personaje divertida y que te invita a enfrascarte y mejorar tu baraja, un sistema de combate sencillo y con cierto control (leve, sigue habiendo bastante hacer), un modo de campaña cooperativo sencillo y con partida que invitan a repetir, unos componentes bonitos y un mundo del que seguimos queriendo más. Es por eso que se lleva nuestro sello de recomendación para dos jugadores.

Enlaces de interés

Podéis ver nuestras primeras impresiones tras acabar la primera campaña con Legolas y Gimli en nuestro Instagram: Reseña El señor de los Anillos: Viajes por la Tierra Media

Página del juego en BGG: El señor de los Anillos: Viajes por la Tierra Media

Síguenos en redes sociales:

Instagram: @Jugando_en_pareja

Twitter: @JugandoenPareja

Facebook: Jugando en Pareja

2 comentarios en “Juego de hoy: El señor de los anillos: Viajes por la Tierra Media

¿Y tú que opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s