Top 10+5 Juegazos (ahora de verdad, por tercera vez)

¡Hola, parejitas jugonas!

TOP-10

Ya está aquí, ya llegó, el siempre querido, siempre amado, siempre esperado, TOP 10 (+5) juegos (según nuestro criterio propio, personal e intransferible)

Tras mucho tiempo y muchos juegos nuevos, algunos entran y otros salen. ¿Estaremos de acuerdo? ¿Disentiremos? ¿Nos mataréis por no poner Jaipur o Fungi en la lista?

Además, este año hay algunos huecos de los 15 que comparten sitio con muchos juegos, todos ellos de un rollo y amor por nuestra parte tan similar, que no hemos podido separarlos.

Sigue leyendo

¿Juegos narrativos o narrados?

¡Hola parejitas jugonas!

Si hay una mecánica que nos gusta, y creo que es de las pocas mecánicas que hacen que nos interesemos por un juego sin saber bien de qué va, es la llamada “storytelling” o “juego narrativo”, donde, en teoría, durante la partida iremos contando una historia, o creándola, o modificándola… digamos que es una mecánica algo amplia que mete en un mismo saco experiencias muy distintas de juego.

Juegos-narrativos

¿Y todo esto para qué?

Hace un tiempo compramos una cajita básica de segunda mano de miniaturas de Heroclix, el juego de miniaturas famoso en medio mundo. Las miniaturas son, básicamente, de super héroes, y habiendo sido yo un gran fan de los súpers, tenía ganas de ver qué aventuras podríamos vivir con ellos. Con reglas fáciles y sencillas, un puñado de miniaturas donde elegir y los mapas, creía que sería un puntazo en nuestras partidas… pero no.

Y pensaréis, ¿creías que iba a ser narrativo el Heroclix? Y mi respuesta es… sí. Pero no narrativo en plan… bueno… en plan… mira, vamos a explicarlo un poco más.

Sigue leyendo

Convenciones que nos convencen Zona Lúdica 2015 (Parte 1)

(Hemos dividido todo esto en dos partes, para evitar una entrada aún más larga).

¡Hola parejitas jugonas!

Vovemos de una de las mejores jornadas de juegos de mesa del panorama español, las Zona Lúdica, en Mollina, Málaga. Son unas jornadas de corte familiar, donde carritos y bebés acampan a sus anchas junto a jugones de tomo y lomo. Son cómodas, muchísimos juegos, se está muy agusto, te dan de comer y puedes dormir en el mismo sitio, sin tener que tocar el coche o andar un largo camino. Sin duda, en lo que respecta a precio/calidad, de las mejores.

El año pasado no pudimos asistir ni un día, y este año nos hemos resarcido, asistiendo los cuatro días que dura el tinglado (bueno, dos días y dos mitades). Os vamos a ir contanto todo en dos entradas, para que no se os haga muy largo de leer. Si algún evento sucede en el orden incorrecto, disculpadnos, pero la falta de sueño quizá haya jugado con nuestros recuerdos. Sigue leyendo